No.2 ¿Qué harías en una isla desierta?

Si sabes quiénes son Ulises, Simbad, el capitán Nemo o Robinson Crusoe, seguro sientes muchísimas ganas de conocer una isla desierta. ¿Te imaginas qué tremenda aventura?

Las islas desiertas son así: nos invitan a soñar con posibilidades. Por ejemplo: supón que siempre deseaste una casita en el árbol. En una isla desierta, no solo la querrías, ¡ya la habrías hecho! ¿Sueñas con construir un barco, un submarino, un radio, un periscopio, un fuerte, un instrumento musical, tu atuendo, tus juguetes…? Todo eso y más habrías hecho ya. Claro, si vivieras en una isla desierta, porque ahí en tu casa, seguro te gana la flojera.

Hablamos de posibilidades, eso que nos obsequian en enormes cantidades las islas desiertas. Así pues, te invitamos a imaginar que vives desde hoy en esa isla (a lo mejor no tan desierta) y que estás a punto de crear esa aventura.

¡Buen viaje, entonces, y buena suerte, gente osada!

¿Qué harías en una isla desierta?

Ilustración de portada: Alonso Gordillo.

Un manual sobre cómo extraviarse y no morir en el invento. Además, te resultará de utilidad en caso un apocalipsis zombie o alguna otra catástrofe de esas que nunca faltan, ya sabes. [Descarga: 31 MB]